La leyenda de los changuitos en WhatsApp

Todos hemos usado al menos una vez los emoticones de los changuitos, pero realmente tienen una historia.

Estos simpaticos changos que se cubren los ojos, la boca y las orejas tienen una reflexiva leyenda japonesa.

Las primeras esculturas de monitos son del siglo XIV y se encuentran en Japón.

 

Los monitos se llaman Mizaru (no ver), Kikazaru (no oír) e Iwazaru (no decir), los monitos estaban dedicados a Tokagawa, este tenía una gran devoción por los monos y llego a tener tres consejeros reales que pertenecían a esta especie.

Con el paso del tiempo la leyenda se integró a varios códigos morales y religiosos.

 

Check Also

Fujifilm lanza fideos instantáneos

La marca Fujifilm conocida por las creaciones de cámaras fotográficas se están reinventado. No se …